«Gracias al proceso de digitalización, estamos mejorando la vida de nuestros pacientes», entrevista a Carlos Bellot

Carlos Beltrán paciente

Carlos Bellot es Doctor en Odontología y Máster en Ortodoncia. Es colaborador de la Universidad de València y posiblemente uno de los mejores especialistas de la Comunitat Valenciana. En Clínica Beltrán se encarga de trabajar con las soluciones más innovadoras: ortodoncia invisible invisalign y la ortodoncia incógnito.

 

> ¿En qué momento decides dedicarte profesionalmente a la odontología?

Realmente empecé medicina, pero después de meditarlo mucho, y antes de completar el primer curso, decidí cambiarme a odontología. La verdad es que no tengo ningún familiar dentista, pero sí tenía mucha curiosidad. Si bien, una cosa es empezar odontología y otra muy distinta dedicarte profesionalmente a ella. Realmente no lo tuve claro hasta que me especialicé en ortodoncia.

 

> ¿Qué te llevó a elegir la especialidad de ortodoncia y no otra dentro del campo de la odontología?

Es la especialidad que más me gusta con diferencia, el máster en ortodoncia de la Universidad de Valencia está entre los 3 mejores de España y cuando vi que tenía la posibilidad de formarme con los mejores, no tuve dudas.

Lo que más me gusta de la ortodoncia es la posibilidad de mejorar la calidad de vida de nuestros pacientes a través de su sonrisa de una forma poco invasiva, lo que hace que el paciente se deje el estrés y el miedo en casa cuando está en nuestras manos.

 

> Después de tus años de experiencia en este campo, ¿hay alguna cualidad o requisito que consideres necesario para ser odontólogo?

Para cualquier profesional que trate con pacientes, la paciencia, la empatía y la integridad son requisitos indispensables.

 

> Hace seis años que impartes clases en la Universidad de València, centro donde además te licenciaste y especializaste. ¿Crees que tus alumnos cuentan con alguna ventaja o desventaja profesional a cuando estudiaste tú? ¿Encuentras alguna diferencia?

Las generaciones más jóvenes siempre tienen esa fuerza, vitalidad e ilusión que en ocasiones se pierde con el tiempo, aunque uno mismo intente evitarlo, y esa es una gran ventaja. Pese a ello, se enfrentan a un panorama nada halagüeño.

Hay muchos odontólogos recién licenciados, lo que supone que muchos de ellos tengan que ir a otros países para poder trabajar. Quizás cuando me licencié hace 11 años, la salida profesional era a priori más sencilla, pero es tal la competencia que mantenerse a flote no es nada fácil.

 

>¿Cuál es la parte de su trabajo que más disfrutas? Como odontólogo y como docente.

Como ortodoncista, la satisfacción del paciente es muy enriquecedora, especialmente en los casos más complicados.

Quizás, como docente los más satisfactorio sea conseguir que tus alumnos sientan pasión por lo que hacen, poniendo en primer lugar al paciente, es la única forma de ser un buen profesional.

 

Carlos Bellot

> Fuiste voluntario en un proyecto que la ONG Dentistas Sin Fronteras organizó en Honduras en 2007. ¿Con qué te quedas de esta experiencia? ¿Repetirías?

Es una de las experiencias más enriquecedoras que he tenido en mi vida. Tengo un recuerdo muy bonito de la gente que conocí tanto de España como de Honduras, y creo que echar una mano a los demás de vez en cuando nos ayuda a mantener los pies en el suelo.

Me llamó mucho la atención la educación y respeto que los pacientes siempre tuvieron hacia nosotros, y que pese a hablar la misma lengua, la comunicación no siempre fue tan sencilla como pudiera parecer.

Desde un punto de vista crítico, creo que la ayuda del exterior es positiva de forma puntual, pero ningún país sale de su miseria de forma sostenible de ese modo. La corrupción de Honduras, y todo lo que ello implica, hace que el país esté sumido en la pobreza y aunque repetiría, hoy en día Honduras no es un país seguro.

 

> En Clínica Beltrán eres el encargado de trabajar con las soluciones más innovadoras: Ortodoncia invisible Invisalign y la Ortodoncia Incógnito. ¿Cuáles son las principales dudas que surgen hacia estos dos métodos de ortodoncia?

Las principales dudas están relacionadas con su efectividad, su comodidad y su discreción. Son dos sistemas muy discretos pero muy distintos y ahí surgen las dudas.

 

> ¿En qué consiste el método de Ortodoncia Incógnito? ¿Ofrece ventajas frente a la tradicional o funciona solamente como un método alternativo?

Incógnito es un sistema de brackets hechos a medida que se colocan por la cara interna del diente, siendo la gran ventaja la discreción. Si bien, son algo incómodos por el roce con la lengua e inicialmente puede alterar ligeramente el habla, aunque después de un par de semanas las personas se acostumbran sin problemas.

 

> Como profesional, ¿por qué recomendarías la Ortodoncia Invisalign frente a otros sistema de ortodoncia tradicional?

Los recomendaría por su gran comodidad. Poderse quitar los alineadores para poder comer sin problemas o cepillarse es una gran ventaja que no tienen otros tipos de aparatología.

 

> ¿Hay alguna experiencia profesional durante toda su trayectoria como odontólogo que quieras destacar? ¿Ha tenido alguna experiencia negativa?

La verdad es que me siento muy afortunado de dedicarme a la ortodoncia, es una especialidad muy enriquecedora. No puedo decir que haya tenido ninguna experiencia negativa como ortodoncista, pero no puedo obviar que el camino no ha sido nada fácil.

 

>¿Qué valor añadido ofrece Clínica Beltrán a sus pacientes?

El principal valor añadido de Clínica Beltrán son sus profesionales; íntegros y altamente capacitados, pero sin olvidar que lo que realmente importa es el paciente.

 

> Existe un miedo o respeto generalizado a ir al dentista. ¿Cómo haces para ayudar a superar este miedo? ¿los odontólogos como tú también tienen este miedo?

Quizás en mi especialidad el miedo o respecto se controle con más facilidad al tratarse de procedimientos no invasivos.

Creo que la clave para perder ese miedo o respeto, independientemente de la edad del paciente, es la confianza con el dentista. Si bien, cuesta mucho ganarse la confianza del paciente, pero cuando se consigue es muy satisfactorio.

 

> ¿Cómo ves la odontología dentro de unos años?

Creo que gracias a las nuevas tecnologías y al proceso de digitalización, estamos facilitando la vida a nuestros pacientes con tratamientos más rápidos, con menos citas y de gran calidad. Son avances que nos ayudan en nuestro trabajo y esos es verdaderamente revolucionario. Pero no podemos olvidar que en ocasiones el paciente nos demanda algo que la tecnología no le puede dar, y es simplemente que le escuchemos y que le expliquemos las cosa con calma, y que seamos honestos.

Solo los profesionales que sean capaces de integrar estas dos corrientes tan distintas, pero a la vez tan necesarias, ofrecerán un tratamiento integral de calidad.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *