¿Por qué falla un implante dental?

Riesgos implante dental

Como especialistas sabemos que un implante dental puede fallar por varios motivos. Un fracaso de un implante dental es cuando un implante no se fusiona perfectamente por el hueso, se mueve, se suelte y debe retirarse.

Cuando se realiza cualquier intervención de este tipo existe una pequeña posibilidad de que el implante falle o se rechace. No importa si lo ha realizado el mejor especialista o uno de la seguridad social. Esta tasa de fallo es a nivel mundial. Si estás pensando en hacerte un implante debes saber que existe, un pequeño riesgo incluso en condiciones ideales.

Ahora bien, como en todo existen factores que hacen que aumenten las posibilidades de un rechazo en implantología dental.

Los riesgos

Fumar

Si fumas, aumentas las posibilidades del fracaso el implante dental. Las posibilidades de daños son más altas en los días y las semanas siguientes a la cirugía de implantes.

Es importante entender cómo fumar afecta a la curación del proceso.

Básicamente el tabaquismo apaga los pequeños capilares sanguíneos, lo que reduce el flujo de sangre y por tanto de oxígeno en las encías. Esto no sucede en el momento en el que te fumas un cigarrillo, sino que es un efecto que se acumula durante años de fumar.

Así que aconsejar que no se fume por lo menos en las dos semanas después de la realización de un implante es prácticamente inútil. Si has fumado años antes, el daño ya está hecho. El mejor consejo es dejar de fumar por completo. Y además esperar 12 meses antes de hacerte un implante dental para dar tiempo a que tu circulación sanguínea se recupere.

Enfermedad de las encías

Si vas a ponerte un implante para reemplazar un diente que se cayó por enfermedad de las encías, lógicamente el riesgo de fracaso del implante también es mayor.

Apretar los dientes (Bruxismo)

Rechinar o apretar los dientes por la noche puede afectar a un implante. Éste puede asentarse perfectamente pero  puede aflojarse poco a poco después de un periodo de tiempo sometido a una presión superior a la normal.

Diabetes

Si eres diabético sabrás que sueles cicatrizar más lento de lo normal. Este proceso de cicatrización retardada puede contribuir a que falle tu implante dental.

Tratamiento con Bifosfonatos para la osteoporosis

Si tienes osteoporosis y te han recetado unos medicamentos llamados cuyo componente son los bifosfonatos, tu tasa general de curación también se puede retrasar. Es raro que estos medicamentos se tomen por vía oral, es más común que los hayan administrado por inyección.

¿Cómo sé si mi implante ha fallado?

Hay varios indicadores de tu implante dental esté fallando. Todos vinculados al hecho de que no está firmemente incrustado en el hueso mandibular.

El implante se suelta

Si se trata de un implante de un solo diente el movimiento será obvio en caso de que ocurra. Si está conectado a un puente, entonces es probable que no notes movimiento en un primer momento, ya que se encuentra cogido por la otra parte del puente.

La encía se contrae más de lo normal y deja la parte metálica al descubierto.

Puede producirse una ligera hinchazón de la encía sobre el implante, ya sea una pequeña protuberancia o tal vez una zona de la encía hinchada más generalizada.

Es posible que notes algunas molestias alrededor del implante. Con frecuencia no suele llegar a ser dolor y se queda más en una sensación de incomodidad. En general es riesgo más alto en desde que el implante se pone y durante los próximos 30 días. Si todo va bien después de 12 meses, el riesgo es mucho menor, pero debes saber que nunca llega a cero.

Un implante dental puede empezar a fallar casi desde el momento en el que se pone o diez años más tarde. Aquí hay algunas situaciones que pueden ocurrir.

1

El implante no estaba sujeto con la fuerza suficiente al hueso maxilar. A veces, el hueso puede ser relativamente suave y cuando el dentista atornilla el implante sencillamente sigue girando sin conseguir un agarre firme. Lo llaman “spinner” porque gira sobre sí mismo sin llegar a apretarse. No hay mucho que el dentista pueda hacer para mejorar las cosas.

Normalmente en estos casos el implante se retira en el momento y, o bien ponen un implante mayor calibre o añaden un pequeño injerto óseo y esperan unos 6 meses para volver a intentarlo.

2

Si el implante se ha instalado con fuerza ya es un buen comienzo. Sin embargo durante la fase de curación hay algunos otros posibles problemas que pueden surgir. Como con cualquier cirugía es posible que se pueda infectar. Además de causar incomodidad, cualquier infección puede dificultar que las células de alrededor del hueso crezcan. Si esto ocurre el implante no se fusionará completamente con el hueso. Cuando el dentista inspecciona el implante después de 3 o 4 meses se encontrará con que está ligeramente suelto.

Dejar pasar más tiempo no va a servir de nada, el implante debe ser retirado y, o bien reemplazado por uno más grande o realizar un pequeño injerto de hueso y dejar pasar unos 6 meses antes de volver intentarlo.

3

Una vez que tengas tu nueva corona o el puente instalado en el implante, puedes pensar que estás sano y salvo, pero no es del todo verdad. Si pasas los siguientes 12 meses sin complicaciones entonces las posibilidades de fracaso de los implantes dentales pasan a ser muy pequeñas, pero nunca bajan a cero. De hecho hay implantes que fallan a los 5 o 10 años.

Este tipo de fallo se llama fracaso tardío. A veces se debe a una periimplantitis causada por bacterias de placa acumuladas bajo la encía cerca del implante.

Esto se puede evitar además de con un uso del hilo dental cuidadoso, con un cepillo de dientes de alta calidad y pasarlo alrededor del implante a diario.

El fracaso de un implante dental puede ocurrir en cualquier momento, pero por lo general dentro de los primeros 12 meses. Esta tasa del 3-5% es algo normal. Tu dentista te explicará los casos en los que puede pasar esto, te dará todos los medios para prevenirlo y también pondrá todo su empeño en solucionarlo en el caso que llegue a pasar.

Para cualquier información, consulta con tu clínica dental especializada. Ellos son los que mejor te pueden ayudar.

1 opinión en “¿Por qué falla un implante dental?”

  1. Nunca se habla del roce y posterior lesión de la mucosa oral. Hace siete meses me colocaron dos implantes, uno arriba y otro en el maxilar inferior. No he parado de tener molestias, me arde, duele y escuece. Cada vez he acudido a mi dentista, 6 o 7 veces, me Lima la muela y no he notado ninguna mejoría. Ya se ve ka parte oscura debajo de la porcelana. No sé si será alergia al metal, estoy desesperada. Atentamente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *